Download AL OTRO LADO DEL ESPEJO by Joaquín Navarro PDF

By Joaquín Navarro

Show description

Read or Download AL OTRO LADO DEL ESPEJO PDF

Similar spanish books

Los Desastres de La Guerra

"Los desastres de l. a. guerra" es una serie de grabados del pintor español Francisco de Goya, realizada entre los años 1810 y 1815. El horror de l. a. guerra se muestra especialmente crudo y penetrante en esta serie. Las estampas detallan las crueldades cometidas en los angeles Guerra de l. a. Independencia Española.

La llamada de La Selva The call of the wild (Coleccion Clasicos De La Literatura Estadounidense Carrascalejo De La Jara) (Spanish Edition)

Geared toward younger readers, this adventure-themed selection of tailored vintage books will entertain young ones with characters and storylines that search to foster their love for studying. those classics are a good way for younger readers to begin development their own library.  Orientado al p? blico infantil-juvenil, esta colecci?

Extra resources for AL OTRO LADO DEL ESPEJO

Sample text

Veía que con un esfuerzo de atención podía seguir el razonamiento del autor como quien sigue el desarrollo de un teorema matemático; pero le pareció demasiado esfuerzo para su cerebro y dejó Kant para más adelante, y siguió leyendo a Schopenhauer, que tenía para él el atractivo de ser un consejero chusco y divertido. Algunos pedantes le decían que Schopenhauer había pasado de moda, como si la labor de un hombre de inteligencia extraordinaria fuera como la forma de un sombrero de copa. Los condiscípulos, a quien asombraban estos buceamientos de Andrés Hurtado, le decían: —¿Pero no te basta con la filosofía de Letamendi?

Andrés no cedía en lo que estimaba derecho suyo, y se plantaba contra su padre y su hermano mayor con una terquedad violenta y agresiva. Margarita tenía que intervenir en estas trifulcas, que casi siempre concluían marchándose Andrés a su cuarto o a la calle. Las discusiones comenzaban por la cosa más insignificante; el desacuerdo entre padre e hijo no necesitaba un motivo especial para manifestarse, era absoluto y completo; cualquier punto que se tocara bastaba para hacer brotar la hostilidad, no se cambiaba entre ellos una palabra amable.

Con las piltrafas, según decía, abonaba unos tiestos o los echaba al balcón de un aristócrata de la vecindad a quien odiaba. Massó, especial en todo, tenía los estigmas de un degenerado. Era muy supersticioso; andaba por en medio de las calles y nunca por las aceras; decía medio en broma, medio en serio, que al pasar iba dejando como rastro, un hilo invisible que no debía romperse. Así, cuando iba a un café o al teatro salía por la misma puerta por donde había entrado para ir recogiendo el misterioso hilo.

Download PDF sample

Rated 4.39 of 5 – based on 21 votes